Create a Joomla website with Joomla Templates. These Joomla Themes are reviewed and tested for optimal performance. High Quality, Premium Joomla Templates for Your Site

  • Jesús Marín Fotografia
  • Bannertopprincipaluadecjulio
Sábado, 12 Diciembre 2020 10:18

Erigen muro a contrarreloj; presiona Trump

Valora este artículo
(0 votos)

Redacción /LaOtraPlana.com.mx

En las tierras desérticas que enmarcan la frontera de México y Estados Unidos, obreros trabajan sin pausa en la construcción del muro que prometió el presidente Donald Trump.

A poco más de un mes de que Trump abandone la Casa Blanca, los trabajadores desplegados en Columbus, Nuevo México, remueven tierra y ponen cimientos a marchas forzadas.

Hacemos 400 pies diarios (122 metros). No han dicho que van a parar. Si ya gastaron, ¿cómo lo van a dejar incompleto?”, dijo un obrero.

A ese ritmo, los trabajadores podrían construir 5.5 kilómetros más hasta el 19 de enero, último día de mandato de Trump, antes de cuyo gobierno ya existían 548.6 km de barrera en esa frontera que mide más de tres mil kilómetros.

Durante su administración se levantaron 658.1 km, muy lejos de los 1,187.7 km que ofreció erigir, según datos del Departamento de Aduanas y Protección Fronteriza estadunidense (CBP), al 20 de noviembre.

Sólo 94.8 km son nueva edificación.

El avance del muro —que Trump prometió “grande y hermoso”— ha costado 15 mil millones de dólares. Y aunque por ahora es una promesa a medio camino, bastó para quebrar los sueños, y también los huesos, de muchos migrantes que se aventuraron a saltar.

Una grúa traslada una especie de cuadrícula metálica para enterrarla en una zanja estrecha de 2.4 metros de profundidad. Es el cimiento para los barrotes que se colocarán en el siguiente turno, explicó el obrero.

Entre viejo y nuevo muro se cubre apenas 35% de los 3,145 km de frontera.

He visto aquí señores con la cabeza quebrada, brazos quebrados, con los dos pies quebrados. Gente que ha entrado aquí en silla de ruedas, muy dañada por los golpes del muro. Y no son dos o tres, son muchos”, agregó.

Lo atestigua Alejandro Calderón, cubano de 55 años que, forzado por las restricciones de la pandemia de covid-19, administra un albergue que acoge a quienes, como él, buscan llegar a Estados Unidos.

A menudo los heridos son devueltos a México sin recibir atención médica del lado estadunidense.

En las condiciones que esté lo retornan aquí y entonces nosotros, sin condiciones, porque no tenemos médicos, tenemos que darles los primeros auxilios”, relató el ingeniero de profesión.

Domingo Barahona, guatemalteco de 45 años, fracasó en dos intentos de entrar a EU. Refugiado en Puerto Palomas (Chihuahua), probará un tercero.

Días atrás le tocó ver a otros dos indocumentados con los huesos de la pierna expuestos tras aventarse por la barrera. “En migración de Estados Unidos ni una aspirina les dieron”, relató.

El hombre llora al recordar a su hijo de 12 años, que lo espera en casa, y el asesinato de su hermano policía, víctima de una venganza de “gente mala”.

Amenazado por las mismas personas, Estados Unidos es su objetivo.

Fuente:Excélsior

 

 

 

 

Desarrollado por Netstream © 2018 La Otra Plana