Create a Joomla website with Joomla Templates. These Joomla Themes are reviewed and tested for optimal performance. High Quality, Premium Joomla Templates for Your Site

  • Jesús Marín Fotografia
  • Bannertopprincipaluadecjulio
Jueves, 16 Julio 2020 07:43

Body cam demuestra la brutalidad policial; caso George Floyd

Valora este artículo
(0 votos)

Redacción/Laotraplana.com.mx
Los videos de las cámaras que portaban los dos policías de Minneapolis, Minnesota, involucrados en el arresto del afroamericano George Floyd, fueron presentados ayer ante un juez y demuestran la brutalidad policial.

En ellos se ve a un Floyd aterrorizado diciéndole a los agentes “¡No soy un mal tipo!”, mientras ellos forcejeaban para meterlo en una patrulla.
No soy ese tipo de persona’’, dice Floyd. “Acabo de tener covid, hombre, no quiero volver a eso”. Un transeúnte le aconseja que deje de luchar: “¡No puedes ganar!’’, a lo que Floyd responde: “¡No quiero ganar!’’.
Ayer mismo, la familia de Floyd demandó en un tribunal federal a la ciudad y a cuatro agentes por homicidio culposo.
En la grabación también se ve a Floyd boca abajo en la acera. Las cámaras graban su voz, que pierde fuerza insistiendo: “No puedo respirar’’, antes de quedarse quieto.
Las grabaciones de los agentes Thomas Lane y J. Kueng son parte de la causa penal contra ellos y otros dos policías por la muerte de Floyd el pasado 25 de mayo. El caso desató protestas en Estados Unidos y decenas de países en contra del racismo y la brutalidad policial.
Derek Chauvin, quien presionó su rodilla contra el cuello de Floyd durante casi ocho minutos, está acusado de asesinato en segundo grado. Lane, Kueng y otro oficial, Tou Thao, están acusados de instigar.
Los cuatro fueron despedidos un día después de la muerte de Floyd. Periodistas autorizados pudieron ver las imágenes presentadas al juez.
En la grabación, Floyd parece angustiado desde el momento en que los policías le piden que salga de su vehículo cerca de una tienda de comestibles en el sur de Minneapolis, donde se sospecha que pasó una factura falsificada de 20 dólares. Cuando Floyd no mostró inmediatamente sus manos, Lane sacó su arma, lo que llevó a Floyd a decir que le habían disparado antes.
Floyd es esposado de inmediato con las manos en la espalda y se pone más ansioso, diciéndoles a los agentes que es claustrofóbico y rogándoles que no lo pongan en la parte trasera de la patrulla.
Una ambulancia se estaciona a pocas cuadras de la tienda durante varios minutos mientras Lane y los socorristas auxilian a Floyd.
Fuente: Excélsior

   

Desarrollado por Netstream © 2018 La Otra Plana